miércoles, 31 de agosto de 2011

Ni las nubes.

CAPÍTULO 2

Empapé una gasa en agua oxigenada y con mucha delicadeza la aproximé al labio.
- ¡Au! - gritó mirándome a los ojos de una manera que hizo sentirme culpable.
- Venga, que ya queda poco para acabar.
Cuando acabé de curar las heridas, lo guardé todo y le ayudé a tumbarse en el sofá. Tenía la pierna entumecida, no la podía mover bien, aun que no estaba rota; bastaría con unas horas de descanso.
- Quedate ahí y no te muevas, voy a quitarme el bikini y a vestirme, enseguida vuelvo.
- Como quieras enfermera. - dijo entre risas.
- ¡Muy gracioso! - chillé desde mi cuarto.
Vuelvo al salón ya vestida y el pelo más o menos seco.
- Mis padres hasta el lunes no vuelven, se han ido al chalet de unos amigos por aquí cerca...
No me dejó acabar la frase.
- Mejor que mejor, mis padres están trabajando, me iba a quedar esta semana en la casa del cabrón de Eric, pero...con lo sucedido ni pensarlo. Y mis padres no llegaron a darme las llaves. Es una pena, vivo justo debajo de ti.
- Bueno pues...llama a tus padres...seguro que lo comprenderán.
- No, ni pensarlo, me lo dejaron mi clarito cuando se fueron, si montaba alguna no vería la luz del sol en un tiempo. - dijo entre risas.
- ¿Entonces? - pregunté sabiendo la respuesta.
- Bueno...si tu quieres...podría quedarme en tu casa hasta que llegaran mis padres...
- Con una condición. - dije al instante, sin terminar de creérmelo.
- Claro, dime.
- Haces tu la cena.
- ¡Eso está hecho!
- Vale, ¿me explicas como la piensas hacer? jajajaja, no te puedes mover.
- Tu ríete, ríete, pero ya verás...
- Bueno voy a tender el bikini y las toallas... ¿tu ropa donde está?
- Ostras...está en casa de Eric. - dijo llevándose la mano a la frente.
- Bueno ya veremos como la recuperamos.
Cuando salgo de la terraza llaman al tiembre. Abro.
- Buenas noches, ¿pizza cuatros estaciones?
Me giro y llevo la vista al salón, allí está...mondándose de risa.
- Sí, es aquí. - dije con voz cabreada.
- Son 7,90€
Le doy el dinero y cierro la puerta de un portazo.
- ¿Te gusta la cena? - dijo riéndose.
- Por listo esta noche duermes en el sofá. - mientras decía estás últimas palabras me acordaba de ese programa de "Escenas de matrimonio", como me ría; ahora no tanto.
- Bueno, al menos parece cómodo... ¿me ayudas a levantarme? - dijo mientras sonreía.
Tenía una boca de anuncio, sus dientes eran blancos, rectos, bien enderezados...perfectos abreviando.
Le miré con cara de rabia y asentí. Nos sentamos a la mesa y cenamos la pizza que había pedido él previamente. Coge un trozo mientras dice:
- Ya que vamos a pasar una semanita juntos...me gustaría saber como te llamas y todo eso...
- Bueno pues empecemos desde el principio... me llamo Alicia, Ali para los amigos, tengo 14 años para 15...
- Vale, vale con eso me basta, por si te interesa yo soy Hugo, 16. Una pregunta...
- Pregunta. - dije mientras mordía un trozo de pizza.
- ¿Como unos padres han dejado sola a una chica como tu? quiero decir...Debes ser una buena chica para que muestren tanta confianza.
- Un poco tonto si que eres ¿no?, a ver, unos amigos de mis padres tienen un chalet en un pueblo cercano y no podían rechazar la invitación, y se supone que mi hermana mayor se quedaría aquí, pero se ha ido con su novio y volverá justo el día de la llegada de mis padres; ella es lista.
- Entiendo, entiendo, entonces...¿no eres una buena chica, eh? - dijo riéndose.
- Lo próximo será dormir en el rellano.
- Vale, vale tranquila. - dijo entre risas.
Acabamos de cenar y nos sentamos en el sofá (ayudándole yo, claro) a ver una película que echaban en la tele. La luz estaba apagada y nuestras caras quedaban iluminadas por la luz que desprendía el televisor. Era una película de miedo, después de lo que ha pasado durante todo el día creo que no hay nada que pueda asustarme. Pero me equivocaba, la escena era sangrienta y vomitiva. Me giré de golpe algo asustada, quedándome apoyada en su pecho.

Continuará en el próximo capítulo.
Quiero aprovechar para dar las gracias a todos los que me leéis y deciros que gracias a todos vosotros se hace posible este blog. SOIS ENORMES.

8 comentarios:

  1. Me encanta cada día mas.
    Yo creo que voy a empezar a hacer una en mi blog
    Pasare me dices que tal.
    http://sonrieojosmarrones.blogspot.com
    Un besazo enormiisimo:)

    ResponderEliminar
  2. Aisssssss quiero leer el próximo capítulo, es que dejas ahí con la incertidumbre de saber que pasará! Seguro que pasa pronto algo entre estos dos jajaja Además eso de que se quede en su casa influye influye xD
    Por cierto, me ha encantado eh, tan bonita como siempre :)
    Y de nada Rocío, tú y tus historias sí que son enormes :)
    Muchos besos guapaaaaa(L)

    ResponderEliminar
  3. que chulo este capitulo , que pasara ??? ya veremos , eso depende de ti :) ,aunque seguro que acaban juntos !!! besazos guapa

    ResponderEliminar
  4. Muchísimas gracias a las 3 :D Me alegro un montón de que os vaya gustando la historia.
    Muchos besooooooooooooooooooooooos(L)!

    ResponderEliminar
  5. Aiiins que se esta poniendo interesante, he... lo unico que no la largues demasiaod no hagas 78 capitulos jajaj pero me esta encantado wap!un beso!

    ResponderEliminar
  6. Me alegro de que te guste ^^ pues no se como de larga será...según me dé jajajaja
    Un beso :)

    ResponderEliminar
  7. Gracias por pasarte por mi blog, me encanta el tuyo y la novela... con ganas de que empiece el proximo capítulo ^^

    Besos :D

    ResponderEliminar